El festival californiano, Coachella, este fin de semana tuvo excelentes presentaciones en vivo y también tuvo sorpresas en sus escenarios.

Luego de que Ariana Grande sorprendiera a todos los presentes cuando invitó a los N’Sync a bailar con ella, el DJ y productor Zedd, llamó a Katy Perry para que cante en vivo su tema en conjunto, “365”.

A través de las redes sociales, la propia californiana se había encargado de dar pistas de que iba a hacer una aparición en el Empire Polo Club. Apenas el sábado subió una fotografía en Indio, California, lugar donde se celebra el evento.