Radiohead arrancó la primera semana del año denunciando por plagio a Lana del Rey, a quien acusan de copiar las melodías de su tema “Creep”, para el tema “Get Free”, que se incluye en el último álbum de la cantante neoyorkina: ‘Lust for Life’.

Lana negó en Twitter que su tema esté inspirado en ‘Creep’, aunque las notas vocales con los que arranca su canción, recuerdan al éxito de Radiohead lanzado en 1992.

La artista explicó que, tras la acusación de la banda, ofreció a sus integrantes la autoría del 40% de la canción, pero ellos se negaron y le exigen el 100%: “He estado ofreciendo hasta 40 (porcentaje de los ingresos) en los últimos meses, pero solo aceptarán 100, sus abogados han sido implacables, por lo que resolveremos esto en los tribunales”, declaro del Rey en Twitter.

‘Creep’ fue el primer sencillo de Radiohead incluido en su álbum debut ‘Pablo Honey’ y marcó el comienzo de su estrellato y casualmente, tras el éxito de ventas, los mismos fueron demandados por Albert Hammond (padre de Albert Hammond Jr. de The Strokes), por su parecido al tema “The Air That I Breath“ de los 60’s, que compuso con Mike Hazlewood para su banda The Hollies.

Los ingleses finalmente fueron obligados a incluir a ambos en los créditos de Creep y comparten ganancias.

En los últimos años, la industria de la música ha observado una serie de controversias en torno a la propiedad intelectual de las canciones. El cantante inglés Sam Smith tuvo que conceder parte de la autoría de su canción ‘Stay with me’ al fallecido Tom Petty debido a las similitudes entre su balada y la canción ‘I won’t back down’.

En 2015, un jurado decidió otorgar a los herederos de Marvin Gaye 7 millones de dólares, después de haber decidido que la canción de Pharrell Williams y Robin Thicke ‘Blurred Lines’.

La semana pasada, Mark Ronson y Bruno Mars recibieron una tercera demanda de plagio por su éxito del 2014: “Uptown Funk”.