El ex One Direction hizo una extraña versión de uno de los temas más importantes del Rey del Rock, Elvis Presley: “Can’t help falling in love”. Se trata de una canción del año 1961 que Zayn “actualizó” y llevó a un terreno más R&B contemporáneo, cambiando las armonías vocales y haciendo difícil de identificar los elementos originales del tema.

Hace una semana el cantante británico también presentó su versión del tema “Me, Myself and I”, uno de los clásicos de Beyoncé, lanzado hace unos 15 años atrás y esta versión de Elvis podría formar parte del inminente segundo álbum de Zayn, que según sus publicaciones en redes sociales, se titularía ‘Z2’.

Los primeros adelantos oficiales de este próximo álbum fueron los sencillo: “Entertainer” y “Let Me“.